El Cambio de Horario y sus consecuencias (recuerdos a tu familia)

Ya tenemos el consabido cambio de horario de todos los años…

¿y que?

¿ha cambiado tu vida? ¿te sientes más realizado? ¿has crecido algún centímetro?

¿Algún cero más en la cuenta bancaria?

No!

Entonces, además de para jorobarte ¿para qué sirve?

Veamos las ventajas y los inconvenientes del cambio de hora:

Ventajas… ejem…ventajas….¿ventajas?…¿alguna ventaja?. No! Pues pasemos a inconvenientes…

Es cierto que nos levantamos “supuestamente” una hora más tarde, lo cuál se nota porque el madrugón ya no es tanto pero…¿a que te has despertado a la hora de siempre y al darte cuenta de que no te toca levantarte te tiras esa hora en duermevela, pendiente de que va a sonar el despertador , dando vueltas con lo cuál todavía te levantas peor?

Claaaaro!

¡A desayunar! …¿Desayunar?

¡Lo que quieres es comerte un caballo con guarnición de patatas!

A ver quien es el guapo que se toma un cafelito cortado y “pal curro” cuándo la hora en la que estás ahora es en la que antes almorzabas…así que desayuno de “blanco y negro” con pimientos, pincho de tortilla, unos boquerones en vinagre, la cerveza y…¿Cómo no? el cafelito mañanero…total, que el desayuno te sale por un pico, porque a las dos horas ya vuelves a estar muerto de hambre y a tomar algo de nuevo…

Y llega la hora de comer

…y como ahora las tres serían las cuatro de antes, estás ya de un humor de perros, maldiciendo en arameo 👿 y deseando que le salga un uñero en el dedo gordo de cada pie de tooooodos “los que mandan” y deciden en qué hora debemos vivir el resto de los borregos llamados humanos de segunda.

Eso sí, has almorzado dos veces (haciendo más gasto, que es lo que les gusta a los gobernantes) y has devorado otra.

Llega la bendita siesta

  Pero a la hora que te acuestas resulta que es la hora en la que te levantabas, con lo cuál ni  siesta ni “pollas” (pollas: Gallina joven que aún no pone huevos o que hace poco que ha empezado a ponerlos)

Nos levantamos de la cama o el sofá con unas ganas de matar que ni “Dexter”…y procedemos al paseo diario con los perritos pero…

¡si está poniéndose el sol! ¡Por dios! ¿qué pasa? Mis perros llevan una hora reclamándome salir de paseo! Anda, claro!

Es que las criaturas inteligentes con patas y colita tienen más cerebro que la mayoría de nuestros “dirigentes” y saben cuándo les toca salir, lo que los pobres no saben es que cuatro imbéciles, con la excusa del “ahorro” (mentira tan cochina como ellos) se divierten viendo como nos dominan y hacen con nosotros lo que quieren…hasta mandar en la hora…que es como poner un impuesto al sol…Ah! ¿Qué también se puso un impuesto al sol? …vaya…

Llegamos a la cena.

 La merienda ya nos la han dado los ladridos de los perros, la mala siesta y una pesada digestión…y ahora tres cuartos de lo mismo…cenamos y a ver la tele pero…

¿Por qué no puedo ver el programa que siempre veo y me caigo de sueño? Ah , claro…es que lo que ahora son las once antes eran las doce y mi cuerpo esta deseando tumbarse en la camita y descansar…me quedo sin ver mi serie favorita, gracias, “mentepollos”!

En fin, que el cambio horario de mierda que nos imponen es otra manifestación más de la exibición de poder de ésos que están arriba de la pirámide…y nunca mejor dicho “pirámide” (esto ya es para listos).

¡Que os sea leve!

Opt In Image
¡Cada vez que pasas de largo llora un gatito!
Subscríbete y descárgate el Ebook de Telemunity!
  • La risa y el buen humor no faltarán.
  • Seguiremos compartiendo experiencias.
  • Habrá regalitos sólo para vosotros.

¡100% libre de Spam!

¡¡¡OJO¡¡

¡¡¡Comprueba que el mail de confirmación no esté en tu carpeta de Spam!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.